Leonardo DiCaprio interpretará al asesino en serie H.H. Holmes en The Devil in the White City

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Leonardo DiCaprio interpretará al asesino en serie H.H. Holmes en The Devil in the White City

Mensaje por Darth Syrio el Miér Nov 03, 2010 4:18 am

El próximo proyecto de Leonardo DiCaprio es sorprendente y arriesgado, muy sorprendente y arriesgado. El actor, al que últimamente le gusta interpretar papeles más complejos (Origen, Shutter Island), ha decidido aceptar el papel de protagonista de la película que trasladará al cine la novela The Devil in the White City: Murder, Magic And Madness At The Fair That Changed America, de Erik Larson. La película se titulará como la novela, pero en versión abreviada: The Devil in the White City.

Hasta aquí, no parece nada raro, ¿verdad? No opinaréis lo mismo si sabéis que DiCaprio interpretará a Herman Herbert Mudgett, más conocido por los criminólogos como H. H. Holmes, un asesino en serie que en el siglo XIX confesó 27 asesinatos y 6 intentos de asesinato, pero al que muchas fuentes atribuyen 200 muertes. Empezó en plan caza fortunas seduciendo a mujeres ricas para desplumarlas y luego le tomó el gusto a lo de matar hasta perfeccionar una técnica siniestra.

Porque lo más sorprendente es el modus operandi de este asesino para la mayor parte de sus crímenes, y para ello copio directamente de la wikipedia porque resulta estremecedor.

Para construir su castillo el Dr. Holmes recurrió a varias empresas. Estas nunca eran pagadas e interrumpían pronto sus obras. De esa manera, el propietario era el único en conocer detalladamente un edificio cuyo extraño arreglo habría podido suscitar la curiosidad.


La exposición de 1893 se estaba preparando y debía atraer a Chicago una muchedumbre considerable, entre la cual habría, por supuesto, multitud de mujeres guapas, ricas y solas. Ingeniosamente, Holmes decidió por lo tanto aprovechar aquella situación. Gracias a una serie de hábiles estafas adquirió un terreno y emprendió la construcción de un enorme hotel con aspecto de fortaleza medieval, cuya disposición interior concibió él mismo. Cada una de las habitaciones de aquel extraño inmueble estaba provista de trampas y de puertas correderas que daban a un laberinto inextricable de pasillos secretos desde los cuales, por unas ventanillas visuales disimuladas en las paredes, el doctor podía observar a escondidas el vaivén de sus clientes y sobre todo de sus clientas.

Disimulada bajo el entarimado, una instalación eléctrica perfeccionada le permitía por otra parte seguir en un panel indicador instalado en su despacho el menor desplazamiento de sus futuras víctimas. Con sólo abrir unos grifos de gas, podía finalmente, sin desplazarse, asfixiar a los ocupantes de unas cuantas habitaciones.

Un montacargas y dos "toboganes" servían para hacer bajar los cadáveres a una bodega ingeniosamente instalada, donde eran, según los casos, disueltos en una cubeta de ácido sulfúrico, reducidos a polvo en un incinerador o simplemente hundidos en una cuba llena de cal viva. En una habitación, bautizada como "el calabozo", estaba instalado un impresionante arsenal de instrumentos de tortura. Entre las máquinas sádicas instaladas por el ingenioso doctor, una de ellas llamó particularmente la atención de los periodistas. Era un autómata que permitía cosquillear la planta de los pies de las víctimas hasta hacerles literalmente morir de risa.

El Holmes Castle fue terminado en 1892 y la exposición de Chicago abrió sus puertas el 1 de mayo de 1893. Durante los seis meses que duró, la fábrica de matar del Dr. Holmes no se desocupó. El verdugo escogía a sus "clientas" con mucha precaución. Tenían que ser ricas, jóvenes, guapas, estar solas y, para evitar las visitas inoportunas de amigos o familiares, su domicilio tenía que estar situado en un estado lo más alejado posible de Chicago.

A H.H. Holmes le pillaron el tinglado cuando simuló un incendido para cobrar del seguro, pero todavía podría irse a Texas y realizar algún crimen más antes de que le encarcelaran y ahorcaran a la edad de 35 años.

Aquí os dejo una imagen del plano de ese hotel de la muerte.

Spoiler:

Y, aquí, la fachada por fuera y una imagen del asesino en serie.



Alucinante. Si el propósito del actor es apartarse de los papeles de chico bueno, sin duda habrá dado no un paso, sino un sprint, con este papel. Desde luego, el argumento da para rodar una película de terror espeluznante.

Fuente de la noticia: Leocarpio The Killer.

¿Qué os parece este proyecto de Di Caprio? Podéis dejar vuestras opiniones en el hilo Leonardo DiCaprio dará vida al asesino en serie H.H. Holmes en The Devil in the White City. Wink

Un saludo




Aprendiz gamberro de Rhayma, cuyos planes para que triunfe el Lado Oscuro de la Fuerza intento sabotear una y otra vez, con cómicos resultados.

Quise ser Rondador nocturno, pero no encontré el avatar adecuado de un tuno.

Darth Syrio
Moderadores
Moderadores

Cantidad de envíos : 3539
Fecha de inscripción : 19/04/2009
Localización : Oriundo del planeta Braavos, con frecuencia veo las estrellas.

Ver perfil de usuario http://elultimorefugio.forosactivos.net/

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.